martes, 16 de octubre de 2007

Cresta Siscaró Escobes

El sábado tocaba un paseo por Andorra. Con el mapa de la Alpina como única información, aparcamos al final de la pista de la Vall d'Incles, y echamos a andar por la pista. En tres cuartos de hora llegamos al refugio del Siscaró, pequeño y en buen estado. Una hora más tarde, después de atravesar las basses del Siscaró, llegamos al collado, donde paramos a echar un trago y comer algo.


Del collado se llega fácil (I) al Pic del Siscaró. Desde allí se toma la cresta hacia el NE, hacia el Pic de Escobes, que se ve inaccesible desde la distancia. Sin muchos problemas llegamos a la punta 2649, con algún paso de II yendo por lo más tieso. Desde ella se baja por fuerte pendiente hasta un collado. Hay algo de nieve, e incluso hielo, lo que nos obliga a poner atención. Una rampa de hierba nos conduce a la punta 2679, Cilindro de Escobes en el mapa de Alpina, aunque creo que se trata de un error.

Descendemos una decena de metros y atacamos una aguja por el filo de la arista. Casi en la cima un gran bloque defiende el acceso. Por una repisa a la derecha se evita, pero hay que darse un paso con pies malos, y todo el patio a la espalda. Ya que estamos ahí sacamos la cuerda. Pongo un puente de roca bajo el bloque y le meto al desplome. La roca no acaba de ser demasiado buena, y arriba es plano, y hay mucho líquen, así que me achanto, me bajo y voy por la repisa, meto un friend a placer y me doy el paso, que una vez que te quitas los cien metros de patio se queda en nada, aunque los pies son bastante malos. Reunión y para adelante.

Entre nosotros y el Pic de Escobes, que cada vez parece más accesible, en una brecha está lo que creo que es el auténtico cilindro, una aguja de unos veinte metros, en el collado 2611, y que en la cara SW presenta unos diedros que no son para nosotros. Vamos llegando, destrepando con cuidado, pues hay nieve y trazas de hielo, pero vemos que se nos ha hecho tarde, habíamos salido a las diez de la mañana, que no son horas, y ya hemos hecho el día. Así que para atras, flanqueando bajo la punta 2679 para llegar a terrenos más favorables que nos llevan al Estany del Juclar.

Corta visita al refugio, que está de reformas de cara a convertirse en guardado, y descenso tranquilo al punto de partida, disfrutando de los colores del otoño.

3 comentarios:

Pekas dijo...

Tengo una cita pendiente con esa zona andorrana... creo que no voy a tardar mucho en irme pa esos santos lugares... :-))))

el yeti dijo...

UMMMMMMMM
yo tambien la tengo pendiente, y eso que Andorra, me encanta!!
Eso si, habra que madrugar mas, si no, con lo lento que somos nosotros!!

JB dijo...

Holaaa

clavadita la tengo, que este verano nos arreo una de truenos y relampagos que tuvimos que salir por patas.
no estaria de mas sacarme la espinita un dia de estos... :-))